jueves, 25 de junio de 2009

Pervivencia del Clasicismo: S. XX

El juicio de Paris, de Ivo Saliger


Óleo de 1939. Es casi tan dificil encontrar un ejemplo de clasicismo en el siglo XX como puediera ser hayarlo en pleno románico. Hay que buscarla en aguas turbulentas; aguas que, ciertamente, han salpicado la palabra clasicismo con un matiz peyorativo.


En plena ruptura de la modernidad con la tradición, ésta encontró una revitalización gracias a los regímenes totalitarios fascistas y comunistas, como en este ejemplo de pintura alemana nazi.
Aunque trata un tema mitológico de la tradición occidental, esta pintura tiene un marcado sentido político, pues se apoya en las concepciones nazis acerca de la supremacía de la raza aria sobre las demás razas humanas.
La iconografía de las tres diosas desnudas, esperando ser juzgadas por el príncipe Paris ha sido un pretexto para que los artistas plasmen el ideal de belleza de cada época. No es nada contemplativa esta exposición femenina. Esta vez se muestran con carácter didáctico, ratificar el liderazgo racial ário.

Así, deja de llamar la atención el anacronismo de Paris, vestido a la manera de la época, debido al carácter adoctrinador de esta pintura.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada