jueves, 23 de diciembre de 2010

Lo clásico en fotografía


El calendario Pirelli es una cita mediátia anual, por lo que poco se puede añadir a todo lo que se haya dicho ya... y lo poco que se añada es aburrido e insignificante.

Karl Lagerfeld declaró el motivo de haberse inspirado en la religrión pagana: "Hoy en día a nadie le interesa el mundo clásico. Por eso he hecho este calendario"

Las fotografías le han quedado frías. Son modelos que portan algún elemento clásico, pero lo llevan como si fuera cualquier joya o atrezzo. Pero eso es lo de menos. Lo importante es la motivación del fotógrafo: Lo ha hecho para volver a poner en la palestra algo que todos desechan.
Aprovecho para autocitarme. Eso es lo que comenté en el blog "chic & cool" al respecto:


Dos milenios después seguimos siendo como los héroes trágicos de la escena griega, que tratando de escapar de nuestro destino sólo logramos caer en él mucho antes. Hemos renegado de nuestra herencia cultural en pro de la modernidad (sea lo que sea eso) y cuanto más renegamos de nuestra cultura clásica, más griegos nos volvemos. Huimos de todo lo que sea clásico como Edipo huyó de la profecía que le anunció que mataría a su padre y se casaría con su madre. Y ya sabemos cómo acabó la historia.

2 comentarios:

  1. Interesante reflexión... Totalmente de acuerdo.

    ResponderEliminar
  2. Me alegro de que coincidamos. Gracias por pasarte por el blog

    ResponderEliminar